Un Milagro

Cuando llame por teléfono a Nydia para darle las gracias y contarle que había aparecido un donante de corazón para Ricardo y que ya lo habían operado me dijo: “que bueno que de algo sirvió… o quizá fue un milagro” yo sonreí y me enrede entero y no pude explicar y me salió algo parecido a “cual es la diferencia?, fue la suma de todos nosotros”. Es que creo que los milagros no tienen por qué ser manifestaciones sobre naturales, aveces pasan cosas tan simples y no nos damos cuenta que se trata de un milagro, nos falta ser como Doña Florinda que cada vez que veía a su enamorado se daba cuenta y decía “que milagro que viene por acá” y no lo decía porque el Profesor Jirafales no iba nunca -los que veíamos “el chavo del 8” sabemos que siempre iba-, lo decía porque para ella era un milagro verlo.
El “tío” del Giorgio (papá de su hermana) necesitaba un trasplante de corazón, pero no cualquiera, debía ser de un donante “negativo”, todos los días el Giorgio decía “hoy aparece el donante” y entre la angustia se que la Gaby (su hermana) también. Pasaban los días, sabíamos que nadie había pasado los 40 días conectado a esa maquina, íbamos en el 26 cuando llamé a la Nydia para preguntarle si nos podía ayudar, quizá se podía hacer una nota o que se yo… Al día 28 ya estaba en pabellón.
Fue la suma de todos, de los que no nombré en este post, del Giorgio… de todos, entre todos… Así se construyen los milagros.

Ahora: preocupado porque parece q amelie esta enfermita
Una Frase: “Profesor Jirafales, que milagro que viene por acá” (Doña Florinda)

1 Comentario

  1. Claramente concuerdo contigo en casi todo… pero no es un problema de las barras, sino social que es mucho más grande, las familias no van porque no tienen $ para poder llevar a todos los que quieras, siempre te he dicho que al estadio van “flaites!.

    Otra cosa en Europa no paso por el precio, sino por las penas carcelarias…

    Cuando escribí pensé que tu escribirías un post. eso es grato…

    Saludos que la magia te acompañe!

Dejar una respuesta